Cuando alquilamos un auto nos podemos hacer algunas preguntas como son ¿Necesito comprar un seguro adicional? ¿Qué hay de pagar para repostar el coche?

También puedes haber escuchado sobre falsos desperfectos que te pueden “plantar” ¿debería estar preocupado? Estas preguntas surgen siempre que alquilamos un automóvil.

Por eso aquí te daremos algunos sabios consejos.

Cuando carguemos gasolina no esperemos al último momento. El mejor momento para encontrar un lugar para llenar el tanque de gasolina es inmediatamente después de que lo recojas. Tome nota de las estaciones de servicio locales y haz un plan para regresar donde den el mejor precio. Calcula esto de inmediato, cuando no estés presionado por el tiempo.

En seguros para autos debes de conocer si te cubre a ti o no. Si tiene la cobertura mínima legalmente permitida, es posible que no incluya la cobertura para automóviles de alquiler, mientras que, si tienes lo que las empresas denominan "cobertura completa", es casi seguro que sí. Llame o envíe un correo electrónico a su aseguradora para averiguar.

Cuando recojas tu automóvil, revísalo por dentro y por fuera para ver si hay algo que pueda considerarse dañado. Busca rasguños, desgastes, piezas sueltas, ventanas y espejos eléctricos que funcionan, y más.

Puedes dar una vuelta rápida con el auto en busca de rasguños y manchas. Tu mejor protección aquí es tomar fotos o un video.